jueves, 2 de abril de 2015

Interpretación de un sueño: "Un barco acorazado, un cuarto de baño extraño y nadar en el mar" Segunda Parte.

Hoy traigo la continuación de la interpretación del sueño del barco que comencé en este post. Te pongo el trocito de sueño que voy a analizar para que entremos un poco en materia.

Nos preguntaron a mi novio y a mí si queríamos ir al baño. Yo también fui aunque no tenía muchas ganas. El cuarto de baño era enormísimo, había muchísimos inodoros. Pero no había puertas. Había inodoros de varios tamaños, grandes, pequeños. Un hombre entró y se puso a utilizar un urinario delante de mí y yo me escaqueé buscando un inodoro que tuviera puerta.

La parte del baño… no sé si habrás soñado alguna vez que vas al baño, que te bañas, duchas, o algo similar. Para mí no es mi primera vez, recuerdo que la primera vez que me enfrenté a una imagen así pensé: “¿qué hago soñando que voy al baño? No tiene sentido ninguno”. Pero sí que tenía sentido. Cada parte de una casa representa algo y el baño representa la limpieza y el relax. Tengo que apuntar, que si sueñas que vas al baño y tu cuerpo tiene la vejiga llena, se trataría de un sueño de interferencia externa, es decir, tu cuerpo sueña que orinas porque necesitas levantarte e ir al baño a orinar. En este sueño, había inodoros de distintos tamaños y en gran cantidad. El inodoro simboliza el dejar ir, el soltar experiencias, vivencias, pensamientos, acciones innecesarias en estos momentos de tu vida. Puede que sea algo que en el pasado necesitaste pero que ahora ya no te hace falta y lo tienes que soltar para que pueda entrar en tu vida otra cosa.

El inodoro también puede simbolizar que necesitas perdonar algo. En mi sueño, el que tenía ganas de orinar era un varón y en el baño me encuentro con un hombre que se pone a orinar. Yo en cambio, sigo buscando un baño con puerta así que al final no utilizo el inodoro. Esto simboliza que lo que necesito soltar es un aspecto masculino de mí misma que veo reflejado en mi pareja o que necesito perdonarme algo que hago o siento y que veo representado como mi pareja. Supongo que te habrás dado cuenta alguna vez que te enfadas mucho con otra persona que en realidad con quien estás enfadadx es contigo mismo. Pues creo que podrían ir los tiros por ahí en este contexto y este sueño. En el sueño buscaba un baño con puerta. Las puertas simbolizan oportunidades para descubrir aspectos nuevos de ti mismx, oportunidades para conocerte mejor y para autodescubrirte. Como en mi sueño no encontraba ninguna puerta, deduzco que en este contexto de mi vida actual tengo todas las herramientas para sanar esta situación emocional, para perdonarme lo que tenga que perdonar y para soltar todo lo que necesite soltar.

Namasté.
Comparte Este Post